viernes, 12 de agosto de 2022
Inicio  »  Campo  »  La harina de trigo está carísima: Colombia recibió alerta temprana

La harina de trigo está carísima: Colombia recibió alerta temprana

Por altos precios domésticos de uno o varios alimentos, en su mayoría cereales, 18 países recibieron llamados del Sistema mundial de información y alerta sobre la alimentación y la agricultura, alertó la FAO.

Harina, Harina de trigo, Trigo,Pan, Cereales

En mayo, aumentó significativamente el número de países que enfrentan precios de los alimentos excepcionalmente altos, indicó la FAO. El Sistema mundial de información y alerta sobre la alimentación y la agricultura (GIEWS, por sus siglas en inglés) emitió alertas sobre el nivel de los precios domésticos para 18 países, por considerar que están anormalmente altos y podrían afectar el acceso a los alimentos. Estas fueron de dos tipos: moderada y alta. 

Bangladesh, Burkina Faso, Etiopía, Ghana, Malí, Pakistán, Somalia, Sudán del Sur, Sri Lanka, Sudán y Uganda recibieron un nivel de alerta alto. Por su parte, Chile, Colombia, El Salvador, Honduras, Nigeria, Perú y Zimbabwe recibieron un nivel de alerta moderado. 

De acuerdo con la FAO, en varios de estos países los altos precios tuvieron origen en problemáticas de carácter nacional —bien sea en cuanto a la disponibilidad reducida de suministros, la existencia de dificultades macroeconómicas o situaciones de inseguridad localizada—. No obstante, el organismo internacional explicó que estos se han visto exacerbados por factores internacionales, como el impacto de la guerra en Ucrania sobre los mercados mundiales de alimentos, combustibles y fertilizantes, y la decisión de la India de no exportar trigo para proteger su seguridad alimentaria, ante las dificultades climáticas que enfrenta.



La alerta para Colombia fue por la harina trigo

Colombia fue uno de los 18 países que recibieron alertas tempranas. En nuestro caso, esta se produjo por el encarecimiento de la harina de trigo. La FAO alertó que los precios de esta harina vienen en aumento desde mayo del año pasado, tendencia creciente que continuó en mayo de este año, hasta alcanzar un incremento superior al 60% frente a los precios del año anterior.  

Al respecto, el organismo internacional explicó que, dado que el país depende en gran medida del trigo importado para satisfacer las necesidades de consumo interno, los precios internos de la harina  son susceptibles a las tendencias del mercado internacional. Por lo tanto, las alzas reflejan las elevadas cotizaciones para el trigo de Canadá y de los Estados Unidos, de donde proviene la mayoría del trigo que llega a Colombia. 

Si bien la alerta no incluyó el maíz amarillo, en el mismo informe la FAO indicó que los precios de esta materia prima, clave para la alimentación animal, también han aumentado en Colombia. En mayo de este año, los precios del maíz amarillo en nuestro país fueron superiores en 45% a los del mismo mes del año pasado.