miércoles, enero 26, 2022
HomeIndustriaTurismo de salud: "Las oportunidades son innumerables"

Turismo de salud: “Las oportunidades son innumerables”

Luis Rubén Pérez Pinzón, Doctor en Historia y editor del libro Medicina y turismo en Colombia, publicado por la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB), analiza las posibilidades del Turismo de Salud en Colombia.

¿En qué consiste el Turismo de Salud y desde hace cuánto tiempo recibe Colombia pacientes extranjeros?

El Turismo de Salud es el viaje que hace un ciudadano a otra ciudad o país para recibir servicios básicos de salud, atención especializada, estética o terapias alternativas. Como se evidencia en el libro Turismo y medicina en Colombia, publicado en mayo de este año por la Facultad de Ciencias Sociales, Humanidades y Artes de la UNAB, desde el período colonial se reconoce el tráfico de pacientes hacia provincias o reinos en busca de mejorar su salud. Ejemplo de ello es la búsqueda del “agua de Dios” para calmar con hidroterapia la lepra, la cual se masificó en el siglo XIX y XX. En la actualidad, el turismo de salud está asociado a los clústeres de salud constituidos en las principales ciudades-capitales de Colombia, con el liderazgo de las Cámaras de Comercio.

Según ProColombia, el departamento de Santander, y en particular Bucaramanga, es uno de los destinos preferidos por no residentes en el país que desean someterse a tratamientos médicos o cirugías. ¿A qué se debe esto?

El área metropolitana de Bucaramanga cuenta con un clúster de salud, liderado por clínicas

internacionales que lideran las dos Zonas Francas de Salud creadas para consolidar los emprendimientos de los médicos especialistas de la región.

¿De dónde son los pacientes y de cuántas personas estamos hablando al año?

Al contrastar los estudios regionales sobre turismo médico de la Universidad Industrial de Santander (UIS) y de la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB), se evidencia que la mayoría de pacientes extranjeros atendidos en Bucaramanga proviene de las Antillas, los países limítrofes, Centroamérica y familias colombianas residentes en Norteamérica. El número de pacientes varía dependiendo de la clínica y la información se mantiene en reserva, pero hasta 2019 se registró un número cercano a los 1.200 pacientes extranjeros, el cual decayó catastróficamente con el cierre de fronteras a causa de la pandemia.

Con la pandemia, las clínicas y los hospitales han estado saturados, y el tráfico aéreo ha sido golpeado. ¿Cómo han afectado estos factores el turismo de salud, en el caso por ejemplo de Bucaramanga?

La reducción ha sido del 30%, aproximadamente.

¿Quién cubre los gastos de los procedimientos médicos que se les practican a los extranjeros en el país?

La mayoría de los pacientes extranjeros llega a cada país cobijado por una póliza de seguro médico adquirida en su país de origen. Las dificultades están asociadas a las complicaciones o efectos secundarios que no cubren estos seguros. Esto  conlleva a que el sistema de salud del país receptor deba asumir la atención humanitaria de los pacientes que son abandonados o que no cuentan con recursos propios para ser tratados y poder retornar a sus países de origen.

En su concepto, ¿el Turismo de Salud es un “negocio” rentable?

El Turismo de Salud se ha convertido en una oportunidad para el desarrollo local y la consolidación de un ecosistema de servicios de salud en cada área metropolitana del país, especialmente a través de las clínicas internacionales. Estas fueron creadas y construidas pensando en una oferta de atención médica de alta calidad internacional, con precios atractivos para viajeros extranjeros. El negocio es rentable y sostenible para los empresarios hospitalarios y beneficia a otros subsectores del turismo. La mayoría de los pacientes viaja con acompañantes o familiares, quienes aprovechan la estadía para recorrer la región, consumir y comprar souvenirs durante las etapas de preparación o recuperación del paciente.

Le puede interesar  En peligro de extinción: Plantas silvestres emparentadas con algodón, maíz, papa y frijol

¿Cuál es el impacto económico del turismo de salud en Bucaramanga y el país?

Los impactos son múltiples y sistémicos para toda la economía regional. El más importante de ellos ha sido la construcción de infraestructura en las nuevas clínicas. También ha generado una mayor y mejor oferta de servicios y tratamientos médicos para los pacientes internacionales, los cuales son liderados por médicos especialistas que se asocian a estos establecimientos. Estos servicios, además, son aprovechados por los nacionales a través de las empresas prestadoras de salud.

En este tipo de turismo, ¿cómo se posiciona Colombia frente a otros países de la región?

El posicionamiento de Colombia es creciente, lo cual ha hecho que cada clúster regional se especialice en servicios específicos. En el caso de Bucaramanga, hay una alta especialización en servicios cardiovasculares, oftalmológicos y oncológicos, que se diferencian en calidad y precio de los ofrecidos en otras ciudades de Colombia y en países vecinos. 

¿Cómo manejan las clínicas y los hospitales la tensión entre atender a pacientes extranjeros y nacionales?

Los pacientes nacionales y extranjeros son atendidos con los mismos recursos y capacidad instalada dentro de las clínicas. La principal diferencia está en los servicios y beneficios que cubren las pólizas internacionales, comparadas con los limitados servicios dispuestos en el sistema de seguridad social de Colombia, así como en la atención humanitaria para los migrantes sin recursos.

¿Cómo funcionan las Zonas Francas en Salud y cómo han incidido en el desarrollo del sector?

En el caso de Bucaramanga, desde 2007 existen dos Zonas Francas asociadas a instituciones hospitalarias preexistentes en la región, que son la Fundación Cardiovascular de Colombia (FCV) y Foscal. Su organización y administración interna goza de las prerrogativas tributarias y de facilidad en los trámites que son propias de las Zonas Francas Internacionales. El principal aporte ha sido el incremento de la formalización laboral del personal de la salud y el incremento de los servicios logísticos conexos. Esto también incluye la creación de empresas turísticas dedicadas a la gestión y al acompañamiento de los viajeros que llegan al país para recibir atención en salud.

¿Qué oportunidades abre el Turismo de Salud para el desarrollo de la medicina y de la salud en Colombia?

Las oportunidades son innumerables. Según los estudios realizados, la principal es la consolidación de las clínicas como centros de formación y especialización de profesionales de las ciencias de la salud. En la actualidad, hay una relación formativa y de prácticas entre universidades y zonas francas, pero es necesario que las clínicas se constituyan como centros de profesionalización e investigación, donde los estudiantes nacionales e internacionales se especialicen en el mismo espacio de práctica e innovación donde laboran.

Más crónicas

  • Pesebre, Navidad, Fiestas, Comercio

    El pesebre, que por generaciones simbolizó la Navidad en los hogares colombianos, ha venido cediendo terreno. Cada vez más, comparte su protagonismo con otros elementos navideños.

  • Navidad, Comercio, Fiestas

    En diciembre, la decoración navideña se toma muchos hogares colombianos. Ventas ambulantes, tiendas de barrio, locales, centros comerciales y supermercados se suman al espíritu navideño, con la esperanza de mejorar los ingresos del año y, como se dice coloquialmente, “hacer su diciembre”.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    Muchos de estos productos decorativos son fabricados a mano o de forma artesanal en micro, pequeñas y medianas empresas.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    Gran parte del comercio formal e informal ofrece la decoración navideña desde noviembre.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    A lado de Papá Noel, los muñecos de nieve se posicionan cada vez más como imperdibles de la época navideña.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    El árbol navideño es una de las decoraciones que no puede faltar en esta época. En el comercio se consigue una gran variedad de árboles, la mayoría plásticos, de distintos tamaños, precios y acabados.

  • Navidad, Fiestas, Comercio, Centro comercial

    Al verde y el rojo, que han sido los colores tradicionales de la época decembrina, se han venido sumando otros como el plateado, el dorado y el blanco, más propios de decoraciones que representan la nieve que acompaña estas fiestas en el hemisferio norte. Cada uno de estos colores evoca valores propios de la Navidad.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    El color blanco en los artículos decorativos evoca la pureza, la fe y la iluminación de la Navidad.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    El color rojo representa la alegría, el amor y la generosidad.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    El verde simboliza la esperanza, la naturaleza y la vida.

  • Navidad, Fiestas, Comercio

    El dorado evoca la prosperidad y la riqueza.

¿Qué sería de la Navidad sin sus luces, formas y colores?

¿Qué sería de la Navidad sin la decoración que la caracteriza? Entre luces, Papá Noel, pesebres, árboles de Navidad, muñecos de nieve y renos son protagonistas.
  • navidad, ventas, comercio

    Diciembre es la época más esperada por los comerciantes. Este año, ha pasado una gran cantidad de compradores por las calles y locales de Fontibón, en un diciembre más cercano a la normalidad prepandemia.

  • navidad, ventas, fontibón, tiendas

    Los locales se preparan para esta época del año. Para ello, exhiben llamativas decoraciones y surten hasta el tope sus estanterías con mercancías para todos los gustos y presupuestos.

  • juguetes, peluches, compras

    Juguetes, ropa y zapatos son algunos de los productos con los que familiares y amigos esperan hacer felices a niños y niñas.

  • Tienda de ropa, ventas, navidad

    Los adultos también reciben detalles en Navidad. Pantalones, camisas, faldas y chaquetas hacen parte de los artículos más vendidos.

  • juguetes, ventas, fontibón

    Además de los locales comerciales, hay una gran oferta de ventas ambulantes. Estas se concentran en la carrera 100, muy cerca a la plaza de mercado del barrio.

  • juguetes, ventas ambulantes, navidad

    En esta época navideña, lo que más se ve en los puestos ambulantes son juguetes. Sobresalen los juegos de mesa, los peluches, los superhéroes y los juegos de rol.

  • ventas, navidad, calle

    Muchos de los locales comerciales optan por exhibir sus productos en la calle, para atraer visitantes y competir con los vendedores informales.

  • ventas, calle, fontibón

    Todos los días, los comerciantes alistan desde muy temprano sus productos, para aprovechar la gran afluencia de compradores que hay entre las 8:00 am. y las 9:00 pm.

  • tienda, ventas, juguetes

    En diciembre, las vitrinas y las calles se llenan de juguetes, pero también reflejan las esperanzas de miles de comerciantes que esperan recuperarse de la crisis que ha dejado la pandemia.

Fontibón alumbra su comercio en esta Navidad.

Fontibón es una de las localidades más visitadas por los bogotanos para hacer sus compras navideñas, por la gran variedad de productos y los precios bajos que ofrece tanto el comercio formal como el informal. La carrera 100 es protagonista.
  • Tomate,

    En Ubalá (Cundinamarca) un grupo de campesinos, víctimas del conflicto armado y jóvenes unen sus esfuerzos para reactivar la economía del municipio con la producción de tomate de invernadero.

  • Tomate 2

    “El tomate para nosotros es como la esposa o los hijos, porque uno se enamora de esas plantas”, afirmó Juan Beltrán, un campesino de la región.

  • Tomate 3

    Los habitantes de Ubalá crearon la Asociación Agropujanza del Guavio, para organizar la producción de tomate “Chonto Roble”. “Agropujanza es la viva muestra de que cuando una asociación trabaja y todos ponen su granito de arena se llega lejos”, afirmó Juan Beltrán.

  • Tomate 4

    El éxito de su asociación ha sido tal que semanalmente envían entre 3 y 12 toneladas de tomate a las centrales de alimentos más importantes de Bogotá.

  • Tomate 5

    Actualmente los campesinos del municipio se encuentran en la gestión de alianzas internacionales que les permitan tecnificar las formas de producción de tomate y encontrar nuevos mercados para su producto.

  • Tomate 6

    Los habitantes del municipio lograron hace unos meses una alianza estratégica con el gobierno de República Checa, que decidió aportar recursos para mejorar el sistema de riego de los tomates.

  • Tomate 7

    Según Agropujanza, “un producto que los intermediarios nos compran a $27.000 termina siendo vendido en mínimo $55.000 a los grandes almacenes”. Actualmente, la Asociación adelanta gestiones para comercializar el tomate directamente.

  • Tomate 9

    Los campesinos están buscando alianzas que les permitan exportar sus productos y venderlos sin intermediarios. Con esto en mente, Agropujanza participó en AgroExpo, la feria agropecuaria más grande del país, el pasado mes de octubre.

Le puede interesar  Las oportunidades de Colombia en el comercio internacional

Campesinos de Ubalá quieren exportar tomate de invernadero

Los campesinos de Ubalá han reactivado la economía a partir de la producción de tomate de invernadero. Actualmente, buscan recursos e incentivos económicos para evitar a los intermediarios.
  • San Victorino, Comercio

    San Victorino es uno de los lugares en donde más se venden disfraces, accesorios y decoración para la temporada de Halloween. Según comentan varios vendedores ambulantes, empezaron a vender accesorios, máscaras y disfraces infantiles desde mediados de septiembre.

  • Máscaras, Halloween

    Las máscaras para adultos llegaron desde hace unos años para quedarse. “Hoy, sorprendentemente, se disfrazan más los adultos que los niños”, afirma Lorena Díaz, vendedora de San Victorino.

  • Máscara, Halloween

    Entre los accesorios más novedosos se encuentran las máscaras de neón para adultos. Se han vendido sobre todo al por mayor para fiestas de disfraces.

  • Superhéroes, Halloween

    “Aunque se imponen tendencias nuevas, desde hace unos años los disfraces que más nos llegan y que más despachamos son los de superhéroes. Se han convertido en los clásicos”, afirma Claudia Fuertes, vendedora de Ensambles y Adornos, en San Victorino.

  • Terror, Payaso, Halloween

    La decoración de terror mantiene su demanda. “Halloween es, de todas formas, la temporada más terrorífica del año”, asegura Alexa Rojas, vendedora de San Victorino.

  • Galerías, Comercio, Halloween

    Galerías es otro de los lugares icónicos para la temporada de Halloween. A diferencia de San Victorino, este año fue mayor la venta de accesorios y decoración que la de disfraces.

  • Halloween, Máscaras, Comercio

    Lo que más se pregunta en el sector son las máscaras de Los Juegos del Calamar. “Desde hace un tiempo, Halloween va al ritmo de las series de Netflix y las películas de Disney. El año antepasado vendimos muchas máscaras de Coco; el pasado, de La Casa de Papel, y este, de la serie coreana”, comenta Lorena Díaz, vendedora de Punto Comercial 53.

  • Calabaza, Halloween

    A diferencia de lo que se vende en otros lugares de la ciudad, como San Andresito y El Restrepo, en la 53 hay varios talleres de artistas que se han comprometido con la celebración de Halloween. Aquí las calabazas hechas en yeso y en cerámica han cobrado un lugar especial. Pintarlas se convierte en un todo un arte.

  • Halloween, Calabazas

    “Con la fascinación de las personas por el bordado, aprovechamos para hacer calabazas tejidas, a una y dos agujas, para este Halloween”, comenta Jesús Rodríguez, profesor de arte y vendedor de la zona de Galerías.

  • Dia de Muertos

    El Día de los Muertos también está presente en Bogotá

Así luce Bogotá en la época más terrorífica del año

Entre máscaras, pelucas y tutús, se vive el Halloween en San Victorino y Galerías.
spot_img

Turismo de salud: “Las oportunidades son innumerables”

Luis Rubén Pérez Pinzón, Doctor en Historia y editor del libro Medicina y turismo en Colombia, publicado por la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB), analiza las posibilidades del Turismo de Salud en Colombia.

¿En qué consiste el Turismo de Salud y desde hace cuánto tiempo recibe Colombia pacientes extranjeros?

El Turismo de Salud es el viaje que hace un ciudadano a otra ciudad o país para recibir servicios básicos de salud, atención especializada, estética o terapias alternativas. Como se evidencia en el libro Turismo y medicina en Colombia, publicado en mayo de este año por la Facultad de Ciencias Sociales, Humanidades y Artes de la UNAB, desde el período colonial se reconoce el tráfico de pacientes hacia provincias o reinos en busca de mejorar su salud. Ejemplo de ello es la búsqueda del “agua de Dios” para calmar con hidroterapia la lepra, la cual se masificó en el siglo XIX y XX. En la actualidad, el turismo de salud está asociado a los clústeres de salud constituidos en las principales ciudades-capitales de Colombia, con el liderazgo de las Cámaras de Comercio.

Según ProColombia, el departamento de Santander, y en particular Bucaramanga, es uno de los destinos preferidos por no residentes en el país que desean someterse a tratamientos médicos o cirugías. ¿A qué se debe esto?

El área metropolitana de Bucaramanga cuenta con un clúster de salud, liderado por clínicas

internacionales que lideran las dos Zonas Francas de Salud creadas para consolidar los emprendimientos de los médicos especialistas de la región.

¿De dónde son los pacientes y de cuántas personas estamos hablando al año?

Al contrastar los estudios regionales sobre turismo médico de la Universidad Industrial de Santander (UIS) y de la Universidad Autónoma de Bucaramanga (UNAB), se evidencia que la mayoría de pacientes extranjeros atendidos en Bucaramanga proviene de las Antillas, los países limítrofes, Centroamérica y familias colombianas residentes en Norteamérica. El número de pacientes varía dependiendo de la clínica y la información se mantiene en reserva, pero hasta 2019 se registró un número cercano a los 1.200 pacientes extranjeros, el cual decayó catastróficamente con el cierre de fronteras a causa de la pandemia.

Con la pandemia, las clínicas y los hospitales han estado saturados, y el tráfico aéreo ha sido golpeado. ¿Cómo han afectado estos factores el turismo de salud, en el caso por ejemplo de Bucaramanga?

La reducción ha sido del 30%, aproximadamente.

¿Quién cubre los gastos de los procedimientos médicos que se les practican a los extranjeros en el país?

La mayoría de los pacientes extranjeros llega a cada país cobijado por una póliza de seguro médico adquirida en su país de origen. Las dificultades están asociadas a las complicaciones o efectos secundarios que no cubren estos seguros. Esto  conlleva a que el sistema de salud del país receptor deba asumir la atención humanitaria de los pacientes que son abandonados o que no cuentan con recursos propios para ser tratados y poder retornar a sus países de origen.

En su concepto, ¿el Turismo de Salud es un “negocio” rentable?

El Turismo de Salud se ha convertido en una oportunidad para el desarrollo local y la consolidación de un ecosistema de servicios de salud en cada área metropolitana del país, especialmente a través de las clínicas internacionales. Estas fueron creadas y construidas pensando en una oferta de atención médica de alta calidad internacional, con precios atractivos para viajeros extranjeros. El negocio es rentable y sostenible para los empresarios hospitalarios y beneficia a otros subsectores del turismo. La mayoría de los pacientes viaja con acompañantes o familiares, quienes aprovechan la estadía para recorrer la región, consumir y comprar souvenirs durante las etapas de preparación o recuperación del paciente.

Le puede interesar  La pandemia dio “un empujón” al sector de reparaciones de computadores en Bogotá

¿Cuál es el impacto económico del turismo de salud en Bucaramanga y el país?

Los impactos son múltiples y sistémicos para toda la economía regional. El más importante de ellos ha sido la construcción de infraestructura en las nuevas clínicas. También ha generado una mayor y mejor oferta de servicios y tratamientos médicos para los pacientes internacionales, los cuales son liderados por médicos especialistas que se asocian a estos establecimientos. Estos servicios, además, son aprovechados por los nacionales a través de las empresas prestadoras de salud.

En este tipo de turismo, ¿cómo se posiciona Colombia frente a otros países de la región?

El posicionamiento de Colombia es creciente, lo cual ha hecho que cada clúster regional se especialice en servicios específicos. En el caso de Bucaramanga, hay una alta especialización en servicios cardiovasculares, oftalmológicos y oncológicos, que se diferencian en calidad y precio de los ofrecidos en otras ciudades de Colombia y en países vecinos. 

¿Cómo manejan las clínicas y los hospitales la tensión entre atender a pacientes extranjeros y nacionales?

Los pacientes nacionales y extranjeros son atendidos con los mismos recursos y capacidad instalada dentro de las clínicas. La principal diferencia está en los servicios y beneficios que cubren las pólizas internacionales, comparadas con los limitados servicios dispuestos en el sistema de seguridad social de Colombia, así como en la atención humanitaria para los migrantes sin recursos.

¿Cómo funcionan las Zonas Francas en Salud y cómo han incidido en el desarrollo del sector?

En el caso de Bucaramanga, desde 2007 existen dos Zonas Francas asociadas a instituciones hospitalarias preexistentes en la región, que son la Fundación Cardiovascular de Colombia (FCV) y Foscal. Su organización y administración interna goza de las prerrogativas tributarias y de facilidad en los trámites que son propias de las Zonas Francas Internacionales. El principal aporte ha sido el incremento de la formalización laboral del personal de la salud y el incremento de los servicios logísticos conexos. Esto también incluye la creación de empresas turísticas dedicadas a la gestión y al acompañamiento de los viajeros que llegan al país para recibir atención en salud.

¿Qué oportunidades abre el Turismo de Salud para el desarrollo de la medicina y de la salud en Colombia?

Las oportunidades son innumerables. Según los estudios realizados, la principal es la consolidación de las clínicas como centros de formación y especialización de profesionales de las ciencias de la salud. En la actualidad, hay una relación formativa y de prácticas entre universidades y zonas francas, pero es necesario que las clínicas se constituyan como centros de profesionalización e investigación, donde los estudiantes nacionales e internacionales se especialicen en el mismo espacio de práctica e innovación donde laboran.

spot_img

VEA TAMBIÉN

¿Sabe que es la economía circular? Nicola Cerantola se lo explica en menos de 5 ...

Nicola Cerantola, fundador de Ecologing, nos habla de la economía circular y de su potencial de aplicación en los sistemas agroalimentarios.

OTRAS SECCIONES

CIFRAS

“Entre el 2000 y 2019 la deuda pública pasó de 70 a 600 billones”: Aurelio Suáre...

Para Aurelio Suárez, miembro de la Academia Colombiana de Ciencias Económicas, Colombia ha perdido mercado interno, producción y empleo con las políticas de apertura económica.

COLOMBIA