domingo, 7 de agosto de 2022
Inicio  »  Turismo  »  ¿En qué consiste la nueva Ley de Turismo?

¿En qué consiste la nueva Ley de Turismo?

En días pasados, el viceministro de Turismo habló sobre la nueva Ley General de Turismo. Además de reactivación, la normativa cobija tres grandes ejes: sostenibilidad, calidad y formalización.

Turismo Nueva Ley de Turismo Nota Larga CLM 22 abr 2021 V1R1V2Final scaled

El viceministro de Turismo, Julián Guerrero, ha señalado que la nueva Ley General de Turismo promulga un conjunto de alivios tributarios transitorios cercanos a los $1.8 billones de pesos para la recuperación del turismo en el país. Entre los alivios sobresale la reducción del IVA a los tiquetes aéreos, que pasa del 19% al 5%; la reducción temporal del impuesto al consumo al 0% y la suspensión transitoria del pago de la sobretasa a la energía para los prestadores de servicios turísticos de los subsectores hotelero, alojamiento, eventos y parques. 

Sin embargo, más allá de los alivios, la ley traza lineamientos para el fortalecimiento del sector a mediano y largo plazo. En el eje de Sostenibilidad, los planes departamentales de desarrollo turístico deberán incluir conceptos como “capacidad de carga” y “límite de cambio aceptable”, es decir, indicadores de capacidad límite de visitantes a un atractivo turístico. Así mismo, deberán incluir medidas concretas para contrarrestar la erosión costera (si aplica), y un plan de manejo de residuos. 

Guerrero también ha señalado, como un aspecto novedoso y transversal a la ley, las sanciones por infringir dichos lineamientos, las cuales implican el cierre temporal o definitivo de establecimientos turísticos y la suspensión del Registro Nacional de Turismo (RNT) hasta por 5 años. En el caso del delito de explotación sexual a menores de edad en establecimientos turísticos, no solo se castiga al criminal sino al establecimiento que facilita el crimen.



En el eje de Calidad, Guerrero ha explicado que las exigencias ahora son proporcionales al tipo de prestador turístico, por considerar que no se le puede exigir lo mismo a una cadena hotelera que a un prestador campesino en una zona rural. Para ello, la ley determina niveles de calidad teniendo en cuenta el tamaño y las capacidades de los prestadores de servicios turísticos, así como las características de los atractivos y destinos turísticos.

En cuanto al eje de Formalización, ha comentado que se ampliaron los caminos para obtener la tarjeta profesional de guianza turística, uno de los pilares básicos para jalonar la formalización del sector y proteger al turista de abusos. Esto permite que indígenas y campesinos puedan certificar su conocimiento empírico sin tener que pasar por el SENA. Ha advertido, por otra parte, que las plataformas electrónicas o digitales de servicios turísticos, en tanto prestadoras, deben contribuir obligatoriamente a la parafiscalidad.