domingo, 4 de diciembre de 2022
Inicio  »  Industria  »  “Se avecina un invierno de descontento a escala mundial”: Secretario General de la ONU

“Se avecina un invierno de descontento a escala mundial”: Secretario General de la ONU

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, presentó un panorama mundial desalentador. Mientras mucho se dice y poco se hace, las desigualdades crecen y el descontento se cierne sobre el planeta, aseguró.

Crisis climática, Cambio climático, Naturaleza, Más Colombia, Incendios, ,

El discurso de Antonio Guterres, ex primer ministro portugués y secretario general de la ONU desde 2017, fue poco alentador. El funcionario reconoció que los problemas del planeta son colosales, que poco se está haciendo para resolverlos y que los más afectados son los que menos tienen y, dicho sea de paso, los que menos aportan a la crisis. “Estamos estancados en una disfunción global colosal”, indicó.

“G-nada” mientras la desigualdad y el descontento van al alza

Para Guterres, “las desigualdades están aumentando” y “los retos se están extendiendo”. El jefe del organismo internacional alertó sobre la marea de descontento que se cierne sobre el planeta. “No nos hagamos ilusiones. Navegamos aguas turbulentas. Se avecina un invierno de descontento a escala mundial. La crisis del costo de la vida está haciendo estragos. La confianza se desmorona. Las desigualdades se disparan. Nuestro planeta está ardiendo”, apuntó.

La pandemia, la crisis logística mundial, la guerra en Ucrania, la inflación, la crisis climática… el mundo acumula una ya larga sucesión de crisis y, para Guterres, aunque mucho se dice, poco se hace. En su concepto, a la comunidad internacional le está quedando grande el problema. “En un momento dado, [las relaciones internacionales] parecían encaminarse hacia un mundo del G-2; pero ahora corremos el riesgo de terminar con el G-nada: ni cooperación, ni diálogo, ni solución colectiva de los problemas”, aseguró.

Este punto de vista fue compartido por Csaba Körösi, presidente de la Asamblea General de la ONU, quien lamentó que “hemos redactado muchos tratados, establecido metas excelentes, pero hemos tomado muy pocas medidas”. 

Países y empresas más contaminantes, llamados al orden

Para el Secretario General, la crisis climática refleja la injusticia moral y económica, en el sentido de que mientras los países del G-20 generan el 80% de todas las emisiones, los más pobres y vulnerables afrontan sus peores consecuencias.

Entre las medidas que solicitó, se incluyen una reforma estructural al sistema financiero mundial y el cobro de más impuestos a las empresas de combustibles fósiles.

En cuanto a lo primero, señaló que el sistema financiero mundial fue creado por los países ricos para servir a sus intereses y, por considerar que acentúa y consolida las desigualdades, pidió llevar a cabo una reforma estructural.

En cuanto a lo segundo, les pidió a las economías desarrolladas gravar los beneficios extraordinarios de las empresas de combustibles fósiles. Asimismo, aseguró que “hay que exigir responsabilidades a las empresas de combustibles fósiles y a quienes promueven sus intereses: bancos, fondos de capital privado, gestores de activos y otras instituciones financieras que siguen invirtiendo y avalando la contaminación por carbono”.

Salir de la versión móvil