sábado, 24 de septiembre de 2022
Inicio  »  Campo  »  El 70% de la deforestación en Colombia se concentra en la Amazonía

El 70% de la deforestación en Colombia se concentra en la Amazonía

Si bien Colombia es el segundo país más biodiverso del mundo, enfrenta una grave amenaza: la deforestación. En 2021, esta se incrementó en 1,5% frente al año anterior, hasta afectar 174.103 hectáreas de bosque natural, un área casi tan extensa como Bogotá.

árbol en la selva amazónica

La Amazonía es la región de bosque tropical más extensa y biodiversa del mundo, lo que la convierte en una de las zonas más importantes y estratégicas para la conservación de la vida en la Tierra. Con más de 7,4 millones de km², es el 4,9% del área continental mundial y abarca territorios de ocho países: Bolivia, Brasil Colombia, Ecuador, Guyana, Perú, Surinam y Venezuela, además de comprender la región de la Guyana Francesa.

Desde el año 2000 hasta 2013 la Amazonía perdió el 4,7 % de sus bosques, pasando de tener 575 millones de hectáreas a 548 millones de hectáreas. La expansión de pastos y cultivos, cuya extensión aumentó en 22,9 millones de hectáreas en el mismo período, es la principal causa de la deforestación en la región. Brasil tiene los índices más altos de pérdida de bosque y recientemente se han identificado seis nuevos frentes de deforestación en la Amazonía Andina y el Escudo Guayanés.

Le puede interesar: Así se ve la deforestación en la Amazonía

A pesar de su importancia, la deforestación en la Amazonía aumentó en 27 millones de hectáreas entre el año 2000 y 2013, cuando pasó de 575 millones de hectáreas a 548 millones de hectáreas. Asimismo, la región de la Amazonía viene presentando un aumento alarmante de incendios forestales en Brasil, una situación que ha deteriorado la calidad del aire que respiran millones de personas, pues las partículas producidas por los incendios se esparcen a miles de kilómetros del área afectada. Según Gaia Amazonas, la semana pasada “el bioma amazónico registró la mayor cantidad de focos de incendios en un solo día desde 2017”, con más de 3.358 focos de incendios. 



La deforestación y problemáticas asociadas a esta, como la de los incendios, constituyen toda una advertencia a los gobiernos cuyos territorios comparten la gran selva amazónica, como también a las potencias mundiales (China, Estados Unidos, Unión Europea, Reino Unido y la India) que en 2019 fueron responsables del 55% del total de la emisión de efecto invernadero. De acuerdo con WWF, “los bosques amazónicos retienen entre 90.000 a 140.000 millones de toneladas métricas de carbono”, lo que convierte a la región en un área fundamental para la captura de carbono. 

Le puede interesar también: “La Amazonía podría acercarse al punto de no retorno”: Panel Científico por la Amazonía

Casi medio Colombia hace parte de la región amazónica 

Cerca de la mitad del territorio colombiano (44,3%) pertenece a la región de la Amazonía. Los departamentos del Amazonas, Caquetá, Guainía, Guaviare, Meta, Putumayo, Vaupés y Vichada hacen parte de esta región. Esta zona del país no solo es importante por su gran capacidad de retención de dióxido de carbono y su enorme biodiversidad, allí también nace una cantidad importante del agua que se consume en las ciudades colombianas.

En Colombia la zona oriental es la mejor conservada de la Amazonía. Allí, el 95% de sus bosques se mantienen en pie, gracias a la labor realizada por los pueblos indígenas. “Las partes mejor conservadas de la Amazonía se explican gracias a sistemas de conocimiento tradicionales, basados en la unidad e interdependencia con la naturaleza”, explica la Alianza Escucha la Amazonia, conformada por cinco organizaciones que trabajan en la conservación de la selva amazónica. 

La deforestación se concentra en la Amazonia

A nivel nacional, la región de la Amazonía concentró el 70% de la deforestación entre abril de 2021 y marzo de 2022, alertó la Fundación Gaia Amazonas. El año pasado este porcentaje fue del 63%.

De acuerdo con la Fundación para la Conservación y Desarrollo Sostenible, la Amazonía colombiana perdió 113.572 hectáreas de bosque entre abril de 2021 y marzo de 2022. Esta pérdida ocurrió en un área que comprende parte de los departamentos del Guaviare, Caquetá y Meta, y el municipio de Puerto Leguízamo en Putumayo.

La principal amenaza de la selva amazónica: El cambio en el uso del suelo

En Colombia, las principales amenazas que presenta la Amazonía están muy relacionadas con el cambio en el uso del suelo, como respuesta a una visión de desarrollo que se encuentra en contravía con la conservación de la naturaleza. 

De acuerdo con la Alianza Escucha la Amazonía, las amenazas se dan por “acaparamiento de tierras, conflictos por la tenencia de la tierra y conflictos por el uso del suelo vinculados al extractivismo, a la expansión de la agroindustria, la ganadería extensiva y al desarrollo de actividades ilegales”.

De no detener la deforestación en la Amazonía, la región sufriría una transformación total y, de ser un bosque tropical, pasaría a ser una sabana. Esto generaría el colapso de los ciclos hídricos, la aceleración del calentamiento global y una pérdida irreversible de biodiversidad, asegura la Alianza.

Siga leyendo: Manglares colombianos contribuyen a la reducción global de emisiones de CO2